¿Por qué razones sociales llevar a los bebes a una escuela infantil?

Sin duda alguna que los principales protagonistas de la socialización de un niño/a son sus padres y la familia. Cuando nace un bebé y se corta el cordón umbilical, comienza el primer paso de una vida independiente. Los padres que lo reciben, en un acto inigualable de amor, cambian su manera de vivir y reducen su independencia personal aumentando la dedicación a su bebé.

Tampoco hay duda de que la nueva familia que se forma, son seres sociales, que viven dentro de una sociedad y, por lo tanto, sienten la necesidad de socializarse para convivir, sobrevivir, realizarse y sentirse felices. El bebé necesitara, poquito a poco y respetando siempre su proceso madurativo, ir adquiriendo su propia identidad y su reflejo en la sociedad, primero familiar y luego extrafamiliar. Los padres necesitarán, poco a poco y respetando las circunstancias personales, retomar sus vidas sociales y extrafamiliares (trabajo, amigos, aficiones….).

La sana necesidad humana de socializarnos, será el motivo por el que los padres irán separándose físicamente de su bebé durante periodos de tiempo al día cada vez más prolongados y estos momentos, serán los más adecuados para ofrecerle entornos positivos, favorables y enriquecedores en su proceso de socialización extrafamiliar.

5 Razones sociales para llevar a un bebé a una escuela infantil

En un entorno social fuera de la familia, como son los Centros Especializados en Educación Infantil de Primer Ciclo, es donde se deja de ser “hijo de”, “hermano de” o “nieto de “, comenzamos a formarnos a nosotros mismos y ese tiempo, será muy valioso y decisivo para:

    • Aprender a tomar decisiones.
    • Aprender herramientas de comunicación.
    • Aprender a resolver conflictos.
    • Aprender a formar positivamente nuestra autoestima frente a los demás.
    • Aprender la igualdad de nuestros semejantes y con ellos compartir actividades y juegos que no se realizan en la familia.

La socialización es uno de los pilares más importantes que sostiene nuestra estabilidad emocional y esta es una buena razón para valorar muy bien dónde y con quien dejamos a nuestros bebes el tiempo que no estén con sus padres.

Las Escuelas Infantiles especializadas, con experiencia, con entornos favorables, con personal especializado que respete los procesos madurativos en los primeros pasos hacia la socialización como puede ser la imagen corporal y el acompañamiento emocional al bebé y a su familia, son una buena opción para los padres y madres que no desean sobrecargar a sus familiares ni confían en personas desconocidas no profesionales durante el tiempo en el que ellos/as no están presentes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies